Cenacitas cínicas

Los domingos, Rena y yo cenamos en Tank y discutimos sobre el mundo. El domingo pasado lamentamos de el neoliberalismo y los effectos negativos como la desigualidad distribución de la riqueza. Estamos de acuerdo que el “gran equalizador,” el sistema de educación pública, esta rota en este país. Por eso es dificil haz un esfuerzo individual para dar oportunidades a la próxima generación. También hablamos del papel del privilegio de estudiantes de Oberlin en la comunidad mas grande. ¿Cómo podemos usar el privilegio, en una manera respectuosa, para mejorar el mundo? ¿Qué piensas tú?

This entry was posted in Uncategorized and tagged , , . Bookmark the permalink.

2 Responses to Cenacitas cínicas

  1. Rena Branson says:

    ¡viva las cenacitas cínicas! de verdad, estas cenas no me pone más cínica; me dan un sentamiento positivo, porque cenar juntos es buenísima, y estamos aprendiendo en una manera muy productiva. esta es la razón que la conversación es tan importante y bonita–para conectar con los demás. ¡por esto, estamos aquí! y los cambios sociales empiezan con conversaciones y relaciones.

  2. Pingback: ¡Invitamos a todos que querrían hablar sobre la inmigración! | Rena Branson

Comments are closed.