El Road Trip pt. 4: una turista en mi propia ciudad

Después de nuestro visita a Hershey Park, llegamos en Washington, D.C., mi cuidad natal,  por una visita breve. Pero, por mi amigo Deeter, D.C. no es un lugar familiar. Entonces pasamos el día que estuvimos en D.C. explorando algunos barrios que no estoy familiarizada con.

Deeter aime café mucho, entonces decidimos buscar el mejor café de la ciudad, algo que yo nunca ha hizo. Nosotros gugleamos (guglear es verbo en español por “to google”!) el mejor café en D.C. y descubrimos que una de las tiendas de café era muy cerca de nosotros. Así, nos fuimos a la aventura de encontrarlo.

El café estaba llamado “the Blind Dog café” y no tenía un señal fuera, sólo un toldo negro y el address. Pero, dentro la tienda de café el ambiente era acogedora y olía delicioso. Tenía la sensación perfecta de una buena tienda de café. El tiempo era muy frio, entonces la tienda de café cálida era un bienvenido descanso de vagar, y un lugar perfecto para el desayuno.

¡Un desayuno bonito!

Tomé un vaso de té delicioso y tazón de granola y yogur con fruta. Deeter tomé un vaso de café grande y un croissant. No tomé café (hay demasiada cafeína para mí) pero Deeter me assura que el café era realmente muy bueno. Pasamos una mañana muy agradable y relajante en esta tienda de café que yo nunca habría encontrado si no estaba tratando de ser turista en mi propia ciudad. Es remarkable que puede descubrir cuando tu traes amigos a su casa.

This entry was posted in mis aventuras, vocabulario and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.