¿Un niño como una hamburguesa?

Si pudiera pedir un hijo como pido un hamburguesa (aunque no me gustan mucho las hamburguesas), me elegiría muchas características.  Será rubio y ojos azules como yo.  Será inteligente, hará bien en la escuela (cuando llegó el tiempo), y le gustará deportes – ¡se encantará los deportes casi tanto como se amará a su madre!  Jugará por lo menos al fútbol y lacrosse, y querré estar afuera todos los días.  Cuando toma decisiones, escucharía a su corazón y su cabeza.

Si my hijo no tiene esos cosas, no me importa; sólo quiero que sea feliz.

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.