14 Junio, 1982

Bueno, hoy se rindió la Argentina. Se ganó Inglaterra y lo que nosotros llamamos Las Malvinas quedan como “The Falklands”, o sea, una pavada porque el cambio de nombre no dice mucho y la verdad es que me importa un carajo si los argentinos lo reclaman. Es obvio que los militares empezaron esta “guerra” para distraernos del lío total del país: la economía se fue a la mierda, ya el público tiene algún idea de lo que ellos hicieron acerca de los desaparecidos. Bueno, igual, no se sabe mucho, y nadie está haciendo mucho, pero lo importante es que ahora hay charla, más que nunca.

Mi papá, que es bien patriótico, apoyó a la guerra porque odia a los ingleses con todo el corazón. Le expliqué que es una treta, que la guerra realmente no es para ganar Las Malvinas sino para ganar los argentinos, para ayudar la economía y reprender el fuego en el corazón del país. Ellos quieren apoyo, no les importan Las Malvinas en sí, son unos pedacitos de mierda en el medio del mar por Dios. Mi mamá por suerte vio que fue una treta para distraer a la gente, pero creo que es porque ella ya no confía en nada de los militares. Le duele saber que mi hijita va a crecer sin papá. Me dijo que nunca los va a perdonar. Yo siento igual, pero me parece que ya estoy menos enojada que ella. Estoy demasiado triste y deprimida para recoger la energía para odiar y enojarme. La poca energía que tengo gasto en cuidar a Maruja.

Todavía vivimos con mis padres, no tengo laburo porque no estoy lista para eso y también por el miedo todavía que tengo que me van a buscar. Ya me parece que no, que no les interesaba buscarme, pero no sé. Parece que los militares se están fallando, todo el gobierno parece más débil ahora, parece un poco colgados. La economía falló tanto que no se puede negar. Ni creo que encontraría trabajo ahora en este clima; por suerte mi papá sigue en su carnicería y de eso podemos vivir. O sea, no tenemos mucho, pero tampoco necesitamos tanto. Comparto el cuarto con mi hija y nos va bastante bien. Me gusta estar con ella todo el tiempo. Me hace acordar el amor que tuvimos su papá y yo, y me hace acordar que hay esperanza en este país para un futuro quizá un poco menos doloroso.

Lolo

1 thought on “14 Junio, 1982

  1. ssvolk says:

    Estoy completamente de acuerdo. Diría que la aventura de las Malvinas es una tontería si no fuera por los cabros que perdieron sus vidas. Parece que la única cosa que saben los militares es hacer que sus compatriotas mueren.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *