La Sirga

En la escena inicial de La Sirga, una niña de diez y nueve anos llamada Alicia pisa a través de los humedales de los Andes en Colombia. Ella se derrumba de agotamiento y es encontrada por un joven llamado Mirichis, que le lleva a la vieja choza de Don Oscar, el tío de Alicia. Cuando ella despierta, Alicia informa a Don Oscar que su aldea fue quemada debido a la guerra de guerrillas en la zona, y que ellos mataron a sus padres y a todo el pueblo. Don Oscar, que es un poco frío, permite que ella se quede en su casa en cambio de su trabajo de arreglando el viejo albergue destartalado, llamado “La Sirga”. Alicia y Doña Flora, una mujer contratada por Don Oscar,  renuevan La Sirga totalmente, pero los turistas nunca llegue, probablemente debido a los rumores de que este pueblo sería quemado también.

 

Aunque la mayoría de la película se mueve al ritmo lento y aburrido de la vida cotidiana en el campo, la película no es aburrida. Y aunque Alicia es una chica promedio relativamente, su llegada tiene un impacto relativamente significativo en la aldea estancada. Ella y Mirichis desarrollar una relación romántica pero modesta, y él trata de convencerla ir la aldea con él, y  le presenta con muñecos de madera tallados a mano, que ha bautizado “Adán” y “Eva”. También hay tensión en el pueblo debido al conflicto de las guerrillas, que se hace aún más evidente cuando el hijo de Don Oscar, Franky, que es obviamente involucrado en el conflicto, regresó a su casa inesperadamente. Aunque no habla sobre el conflicto con la familia, avisó Alicia para salir de la aldea y Don Oscar con ella. En las escenas finales, se recomienda que Mirichis también está implicado en el conflicto y fue ahorcado. Alicia, presintiendo el peligro, huye del pueblo, llevando a Adán y Eva con ella.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *